¿Para qué sirve un Purificador de Aire?

En época de pandemia como nos encontramos, el consumo de purificadores de aire se ha disparado, ya que es una manera de aminorar el riesgo de contagio en espacios cerrados. Hoy en día es indispensable sentirse seguro y a gusto en casa, en el trabajo o en cualquier espacio cerrado donde desees estar y los purificadores de aire ayudan a cumplir ese cometido.

¿Cómo se encuentra la contaminación externa en la actualidad?

La contaminación atmosférica es la disposición de partículas que traen consigo riesgo o molestias graves para los seres vivos y el medio ambiente, así como pueden provocar olores molestos e incluso reducir la visibilidad. Los altos niveles de contaminación han hecho de la Tierra un lugar menos saludable para el ser humano.

Los niveles de contaminación de la atmósfera han creado grandes agujeros en la capa de Ozono, por lo cual se han generado otros sucesos negativos como el cambio climático y el calentamiento global. Algunas de las razones que han provocado dichas circunstancias son las extracciones mineras, el uso de pesticidas en las ocupaciones agrícolas, el aumento en la creación de fábricas, la quema de combustibles y la deforestación.

¿Y qué pasa con la contaminación interna?

En el interior de un edificio cerrado o mal aireado, podemos hallar una gran diversidad de elementos medioambientales perjudiciales para la salud.

Tras comprobar que existen muchos casos en los que las personas que se encuentran en un espacio cerrado muestran síntomas tales como cansancio, mal estar, dolores corporales, y al analizar el entorno en que se encontraban, se ha determinado que la causa es la mala calidad y ventilación del aire.

¿Qué tipos de purificadores de aire existen?

Un purificador de aire es un aparato creado para la eliminación de elementos contaminantes que contiene el aire en una determinada zona de un espacio cerrado.

Existen varios tipos de purificadores de aire, los cuales comentaremos a continuación:

Purificadores de aire para alergias: el purificador ideal para este tipo de patologías es el que contenga un filtro especial como el HEPA, que es capaz de capturar los agentes alérgenos del ambiente.
Purificadores de aire ionizadores: es uno de los que más limpio y puro deja el aire, limpiándolo de todo tipo de partículas que podemos encontrar en el entorno, sin hacer daño alguno a la salud.
Purificadores de aire de ozono: principalmente deja el aire libre de olores desagradables cambiando su composición química.
Además de estos tipos de purificadores podemos encontrar algunos específicos creados para espacios domésticos, que son ideales si se tienen niños o personas mayores, y así estos puedan respirar un aire de mejor calidad.

Son perfectos para personas que sufren de rinitis o asma, personas que padecen problemas cardiovasculares, hogares con mascotas, hogares donde habitan fumadores, casas con cocina americana o lugares de trabajo con una gran afluencia.

Pueden ser, igualmente, portátiles y por consiguiente poder utilizarlo, por ejemplo, en lugares como el coche.

Entonces, ¿qué beneficios nos aportan?

Un purificador de aire cuenta con una gran variedad de ventajas para nuestro confort y nuestra salud:

Elimina cerca del 99% de partículas de polvo con un tamaño superior a 0,3 micrómetros, polen y pelos de animales.
Limpia el aire de humo y olores desagradables provenientes de los elementos contaminantes que se encuentran en el ambiente.
Aumenta la calidad del aire en sitios cerrados y gracias a esto puede evitar que se agraven problemas respiratorios.
Algunos de los purificadores de aire cuentan con ionizadores, esto quiere decir que radian millones de iones negativos que se adhieren con las partículas positivas para así ser más pesados y caigan al suelo, por lo que con las tareas de limpieza habituales se eliminan.

¿Y para los lugares públicos?

Un purificador de aire tiene como objetivo principal limpiar el aire de impurezas y mejorar el bienestar en general del entorno en el que se encuentra.

Teniendo cuidado con la excesiva sensación de seguridad, tener un purificador de aire puede conseguir que las personas frecuenten más lugares de ocio y así la economía remonte creando por ende un mejor estado de bienestar generalizado.

¿Por qué es bueno tener un purificador de aire en un restaurante?

Porque elimina la gran mayoría de bacterias que se encuentran en el ambiente y olores fuertes como el del tabaco o los olores generados por la cocina, lo cual es muy importante, dado que en todo establecimiento de comida es indispensable que exista el menor número de bacterias, virus, hongos y demás microorganismos que puedan afectar de manera negativa tanto a los alimentos como a las personas que se encuentran en él. Asimismo es recomendable ponerlo en los baños de las instalaciones en vista de que es uno de los mayores focos.

Actualmente, estos dispositivos son indispensables en instalaciones médicas para la reducción de bacterias y virus, puesto que estos lugares son principales focos de dichos microorganismos.

También soluciona algunos impactos nocivos involuntarios causados por equipos de climatización, ya que cuando las condiciones climáticas en el ambiente se encuentran entre los 19 y 23 grados centígrados, estamos creando condiciones favorables para la aparición de múltiples parásitos como virus, ácaros y bacterias.

Entonces, ¿son beneficiosos los purificadores de aire? … rotundamente sí.

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0.00